La Magia del Niño Interior

separator

Compartido por Silvia Noriega para Edupasión

El “Insight” es la capacidad de resolver los problemas repentinamente, un flash que sale de repente con la solución más obvia, y se viene el pensamiento “¡Por qué no se me ocurrió antes!”.

Los adultos estamos saturados de “fijaciones funcionales”, utilizamos nuestro tiempo, nuestras cosas, nuestros sentimientos una y otra vez de la misma manera, con lo que perdemos de vista las nuevas alternativas, nos aferramos a lo conocido y nos enceguecemos con la rutina, con la lucha por parecer normales y encajar en los estándares sociales, en los sistemas económicos y educativos que tanto le quitan a nuestra capacidad de ser DIVINOS.

Cuando crecemos desarrollamos algunas barreras que según la ciencia de la Psicología son comunes a todos los seres humanos, estas barreras son: emocionales, culturales, aprendidas y perceptuales.

Estoy trabajando oficialmente como Educadora Infantil hace 11 años, y profesionalmente hace casi 3 años, y lo que me va enseñando esta hermosa oportunidad que me ha dado la vida, es que cuando nos hacemos adultos, debemos trabajar en la magia del niño interior. 

Nos hacemos grandes, nuestro cuerpo crece, pero no debemos perder la capacidad de los niños de fantasear, debemos deshacernos de la barrera cultural que te dice que “fantasear es una pérdida de tiempo”, debemos crecer para proteger a ese niño interno, para no permitir que nada lo esconda, lo reprima o lo frustre.

Y asíbien grandes ser bien alegres, y asíbien grandes realizar cada actividad bien conscientes de nuestros sentimientos, de nuestra intuición, de sentir placer en todo lo que hacemos, y no olvidarse de hacer un buen chiste.

Crecer lo suficiente como para no permitir que la razón, la lógica y los números gobiernen nuestras vidas.

El negocio serio de la resolución de problemas se resuelve con la capacidad creativa de los niños, protegidos por adultos lo suficientemente fuertes como para no caer en la trampa de quienes quieren monopolizar, de los ambiciosos de poder, de los líderes con mentalidad tan pequeña que quieren abundancia solo para ellos y no tienen la suficiente fantasía como para darse cuenta de que su paso por este mundo es pasajero, no tienen la suficiente fantasía como para imaginarse todos los universos al que tendrían acceso si no estuvieran tan enfocados en producir dinero hasta el punto de destruir nuestro planeta.

Silvia Noriega